síndrome-de-costillas-deslizantes
Síndrome De Costilla Deslizante: Síntomas Y Tratamiento
junio 5, 2018
deja-de-fumar-con-esta-infusión
Esta Infusión Te Ayudará A Dejar De Fumar
junio 6, 2018

¿Existe Relación Entre La Carne Roja Y El Cáncer?

relacionan-la-carne-roja-con-el-cáncer

La prevención  del cáncer en los últimos años se ha convertido en un tema fundamental para las organizaciones de la salud y para la sociedad en general. Esto, debido a las altas cifras de incidencia que presenta esta enfermedad. Se estima que alrededor del 55% de la población en el mundo ha padecido de cáncer.

De acuerdo a los nuevos avances de la ciencia y tecnología, se ha determinado que ciertos alimentos pueden incidir en la aparición del cáncer, una enfermedad producida por un descontrol en la división de las células del cuerpo.

Recientemente causó alarma una noticia que revolucionó el mundo de la salud. Se trata de que las carnes rojas procesadas pasaron a considerarse como carcinógenos del grupo 1. Cuando me refiero a este término, estamos hablando de una sustancia capaz de estimular el desarrollo del cáncer en el cuerpo.

Raquel me ha escrito preocupada. Ella tiene antecedentes familiares con padecimiento de cáncer. Su madre y su padre atravesaron por esta dura batalla. Por ello, teme por su salud, pues existe una mayor probabilidad de padecer la enfermedad. En su casa son amantes de las carnes, especialmente la de res.

Ella ha escuchado un día cuando hacía la compra, a una persona comentar que las carnes rojas podrían ser causantes de cáncer. Me ha pedido algún método preventivo para cambiar sus hábitos alimenticios. En especial aquellos productos que podrían causar cáncer. Es por eso que Raquel decidió sumarse al Reto #Yo Puedo para empezar a desintoxicar su cuerpo y así prevenir el cáncer.

¿Puede la carne roja originar cáncer?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en conjunto con la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) en 2015 descubrieron que la carne roja puede ser carcinogénica para los seres humanos. Esto, debido a que contiene propiedades que inflaman los tejidos de las células, originando esta enfermedad.

El informe detalla que las zonas más propensas a padecer cáncer por el consumo de carnes rojas son el colon y el recto.

Los especialistas encontraron que,  cuando un gen denominado CMAH, que permite la síntesis de una sustancia sacarosa, llamada Neu5GC,  se inactiva, es responsable del factor de riesgo. Esto puede producir inflamación, artritis o cáncer.

El cuerpo humano no logra sintetizar este componente extraño. Se trata de una sustancia derivada del azúcar que es capaz de activar el cáncer en nuestro organismo.

Científicos de la Universidad de Nevada, realizaron un análisis con 322 genomas de animales. Con ellos pretendían descubrir por qué unos animales contienen el gen CMAH y otros no. Luego de varias pruebas, se descubrió que esta sustancia se encontraba en algunas algas y bacterias y que, al expandirse, originaron esta formación.

CMAH: un gen perdido en el antepasado

El gen CMAH, único responsable de codificar el azúcar a través de la Neu5Gc, se extinguió hace dos millones de años. Por esta razón, el azúcar no puede ser procesada con facilidad por el organismo.

Cuando el ser humano consume frecuentemente carne roja o procesada de animales como la de vaca, cerdo, cordero, algunos pescados u otros animales que contengan Neu5Gc, grandes dosis de azúcar se concentran en sus tejidos, ocasionando graves daños a la salud.

Pero no todos los animales poseen este gen. Investigaciones han comprobado que existen algunos animales libres de azúcar, como el erizo, y todas las aves.

Si hablamos del pescado, está comprobado que tiene bajas dosis del gen. Así que puedes consumirlo, a excepción del caviar, pues éste concentra en su carne altas dosis de Neu5Gc. Si te gusta mucho, debes saber que lo mejor es consumirlo con precaución y esporádicamente.

Carnes rojas procesadas son tan perjudiciales como el tabaco

El informe de la OMS que revela que la carne es un factor de riesgo de cáncer inspiró nuevos estudios. Estos confirmaron que las carnes rojas procesadas como los embutidos, salchichas y chorizo, entre otros, son unos de los factores más perjudiciales, junto al cigarrillo.

carnes-rojas

También el informe IARC destacó que de cada 50 gramos de carne procesada que consume una persona, aumenta el riesgo en 18 %  de desarrollar cáncer de colon o rectal. Es decir que por cada 1000 individuos que consuman grandes cantidades de carnes procesadas,el 66 % de ellos podría desarrollar la enfermedad la enfermedad

Y es que lo que conocemos como carnes procesadas están elaboradas con un elevado contenido de grasas y altas dosis de sal. Esto para garantizar su durabilidad. Además, contienen nitritos y nitratos que originan las nitrosaminas, sustancia altamente cancerígena.

Aún no se ha determinado una cantidad exacta para el consumo de carnes procesadas. Pero lo recomendable es no consumir más de 70 gramos de carne al día. Estaríamos hablando de 500 gramos por semana.

Te doy un ejemplo: Si hoy has comido un pedazo de carne estilo bife de  200 gramos, entonces los próximos días deberás recurrir a una fuente de proteína animal diferente. Pueden ser huevos, pescado, pollo o algún tipo de proteína vegetal.

Cuando hablo de carnes procesadas, me refiero a aquellos productos que han sido salados, ahumados o fermentados industrialmente. Esto con el fin de ofrecer un sabor diferente al convencional. Algunos de estos productos son:

  • Salchichas
  • Chorizos
  • Salami
  • Jamón
  • Tocino
  • Salsa de carne

¿La carne procesada de pavo es un factor de riesgo del cáncer?

La OMS sólo estima que el riesgo de cáncer se produce en carnes rojas. Es decir que hasta ahora no hay indicios que la carne de pollo, pavo y pescado sean cancerígenos. Sin embargo, debemos tener cuidado cuando estas carnes blancas son procesadas como saladas, ahumadas o curadas. En estas presentaciones, este tipo de carnes sí representan un factor de riesgo.

¿Dejar de comer carne roja disminuye los nutrientes de mi cuerpo?

La carne roja no es la mejor alternativa para el consumo humano. Sin embargo, podemos consumir cierta cantidad de carne sin que sea perjudicial para el cuerpo. Es decir, puedes consumir carnes rojas, pero alternando durante la semana con otro tipo de proteínas.

Si llevas una alimentación balanceada tu cuerpo no perderá los nutrientes si dejas de comer carnes rojas. Incluye vegetales, granos y carnes blancas en tu dieta saludable. Estos alimentos serán suficientes para mantener activas las  vitaminas y nutrientes necesarios para el organismo.

¿Qué tipo de cáncer está relacionado con el consumo de carne no procesada?

Investigaciones han revelado que el cáncer colorrectal es el más común de desarrollar por el consumo frecuente de carnes procesadas. En los estudios, también se han evidenciado casos de cáncer de estómago, pero aún no se han confirmado.

Las pruebas realizadas durante esta investigación revelaron que el riesgo es menor en las carnes rojas no procesadas. A diferencia de las carnes procesadas, sean rojas o no. Sin embargo, existe una relación entre  el alto consumo de carnes rojas sin procesar y cáncer de páncreas y próstata.

¿Cómo modificar mi alimentación para prevenir el cáncer?

Es importante lograr en  bienestar en tu organismo y una vida sana, libre de enfermedades. Por eso te recomiendo incluir en tu dieta:

  • Vegetales (especialmente vegetales de hoja verde)
  • Huevos
  • Pollo
  • Pescado
  • Cereales integrales

¿Cómo sustituir las carnes rojas de mi dieta?

Cuando desees encontrar un sabor muy parecido a la carne roja, una muy buena opción son algunas setas. Puedes prepararlas salteadas o incluirlas en una hamburguesa vegetariana libre de gluten. Las setas, además de un rico sabor, aportarán importantes nutrientes a tu organismo.

cómo-sustituir-las-carnes-rojas

Desde los inicios del veganismo, las lentejas se han considerado como sustituto primordial de la carne molida. Puedes preparar con ella croquetas o tacos. A parte de su exquisito sabor, son muy nutritivas.

Otra muy buena opción que puedes utilizar, si de reemplazar la carne se trata, son las berenjenas. Se trata de  un vegetal muy versátil que puede muy fácilmente sustituir la carne.

¿Qué hago si no quiero dejar de comer carnes rojas?

Si sientes que no puedes eliminar de tu dieta las carnes rojas, reduce su consumo a no más de 70 gramos diarios. Te recomiendo escoger preferiblemente carne magra (lomo de cerdo, solomillo de ternera). Recuerda preferir la carne de animales alimentados con pastura y en ambientes libres de confinamiento.

No olvides que la carne, junto a sus derivados, pueden formar parte de tu dieta. Pero de forma variada. Aprende a consumir justo las cantidades necesarias, recuerda que todos los excesos son dañinos para la salud.

Tú, al igual que como lo ha hecho Raquel pueden ser agentes de cambio en la lucha contra el cáncer. Mantener una alimentación sana rica en vegetales y nutrientes es la mejor receta para una vida saludable.

Si te ha gustado este artículo y tienes un interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me gustaría regalarte una copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra Cocó.

Pulsa Aquí para tu E-book Gratis, llegará a tu email en unos momentos.

Si la página te da un mensaje de error es porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección.

TIENDA

¿Existe Relación Entre La Carne Roja Y El Cáncer?