alimentos-ricos-en-sodio
✅ ¿Qué Es El Sodio Y En Qué Alimentos Se Encuentra?
January 30, 2019
como-reducir-la-proteina-en-la-orina-naturalmente
✅ Cómo Bajar La Proteína En La Orina Naturalmente
February 1, 2019

✅ Cómo Quitar Las Náuseas Rápido【Remedios Caseros】

remedios-naturales-para-las-nauseas

Nadie escapa de ellas, todos en algún momento hemos experimentado sensación de náuseas. Se sabe, que se presentan como un mecanismo de protección. Se identifican por lo general,  como el síntoma que da paso al acto del vómito. Son muchas veces desatendidas, dando prioridad a la crisis del desorden gastrointestinal  vinculado a la motilidad, o bien dirigido al alivio de la emesis (vómitos).

Precisamente, otra fiel seguidora de mis aportes a la salud por las redes, hizo contacto conmigo, a inicios de invierno del año pasado. Me comunicó un poco angustiada, que no se sentía muy bien a causa de una sensación desagradable, un permanente ataque de náuseas. Ella me mencionó, que hace un tiempo leyó una publicación mía vinculada con este tema. Me solicitó que le hablara un poco sobre sus causas y le mostrara algunas recetas de fácil preparación.

Su petición fue cumplida y el sencillo pero útil material que le preparé, me sirvió para esta entrega. Cargada de mucho cariño y compromiso para el cuidado de su salud.

¿Qué son las  náuseas?

Las náuseas son las molestias que experimentamos precisamente antes de iniciar el acto del vómito (expulsión violenta de los alimentos desde el estómago). Esta condición puede ser de corta duración, desde un par de segundos hasta un par de minutos, o puede prolongarse. Por lo general, este malestar se experimenta con mayor intensidad en la zona ubicada encima del abdomen, en el pecho y por detrás de la garganta.

nauseas-sintomas

Los síntomas de las náuseas varían de una persona a otra, dependiendo de las causas que la producen. Algunos síntomas asociados a ellas,  incluyen:

  • Debilidad corporal
  • Dolor en la zona del abdomen
  • Dolor de cabeza
  • Mareos
  • Sensación de llenura y flatulencia
  • Estados febriles
  • Episodios intermitentes de diarrea
  • Dolor en la zona del pecho
  • Sensación de confusión y somnolencia
  • Aceleración del pulso
  • Dificultad para respirar
  • Sudoración excesiva

¿Cuáles son las causas más frecuentes  de las náuseas?

Debo recalcar, que las náuseas en sí mismas, no son una enfermedad, son más bien el resultado de una alteración en el normal funcionamiento de nuestro organismo. Dichas alteraciones, incluyen además cambios físicos o psicológicos, incluyendo algunas funciones químicas  asociadas a diversos mecanismos corporales.

  • Bulimia o trastorno por ingesta compulsiva de grandes cantidades de alimentos (atracón)
  • Ataque al corazón
  • Tumores cerebrales
  • Presencia de glaucoma
  • Cefaleas y migrañas
  • Padecimiento de úlceras a nivel del sistema digestivo
  • Ciertos tipos de cáncer
  • Reacciones alérgicas a ciertos alimentos alergias a los alimentos
  • Enfermedad del hígado
  • Enfermedad del páncreas
  • Gastroenteritis
  • Cólicos menstruales
  • Mal funcionamiento de la función intestinal
  • Flatulencia

Cabe destacar que las náuseas, también pueden ser ocasionadas por el efecto secundario de: un daño a nivel del cerebro, estrés, embarazo, tratamientos con antidepresivos, exposición a la quimioterapia, exposición a la anestesia, alcoholismo, y baja de glucosa en la sangre.

nauseas-causas-mas-frecuentes

Tratamientos farmacológicos de uso frecuente para el tratamiento de las náuseas

A nivel comercial, existen una serie de medicamentos de uso frecuente por los pacientes que padecen de náuseas recurrentes. Dentro de ellos, se mencionan los de uso más generalizado y sus efectos secundarios comprobados.

  • Las fenotiazinas

Son medicamentos empleados mayormente en el tratamiento de trastornos mentales, depresión y náuseas. Son comunes en este grupo la Clorpromacina, la Clozapina y Fenergan. Sus efectos secundarios son muchos, pudiendo causar congestión nasal, hipertensión, visión borrosa, convulsiones, estreñimientos y desmayos.

  • Bloqueadores de la serotonina

Son medicamentos antieméticos muy poderosos. El más utilizado es el Zofran. Muy utilizado para las terapias contra el cáncer y con anestesia quirúrgica. No obstante, estudios recientes asocian el uso de este medicamento con alteraciones durante el embarazo. Aquí se incluyen labio leporino, paladar hendido y enfermedades cardiovasculares.

  • Antagonistas del receptor de dopamina

Se indican con frecuencia para el tratamiento de náuseas y vómitos “adelantados”. Esto se refiere al control de síntomas, que no están controlados por medio de algún otro medicamento. Son comunes la metoclopramida (Reglan al igual que otros) y la proclorperazina . Sin embargo, las dosis altas de estos medicamentos causan trastornos muy serios del movimiento, los cuales pueden llegar a ser irreversibles.

Esto incluye movimientos en los músculos de los labios, de los ojos, de los brazos, de la cara y de las piernas. Se sabe que el riesgo de este efecto secundario se presenta mayormente en mujeres, diabéticos y personas de edad avanzada.

  • Antihistamínicos

Mejor conocidos como antialérgicos, son utilizados con frecuencia en rinitis, urticaria y conjuntivitis. Son utilizados de forma generalizada para el tratamiento de las náuseas. Sus efectos secundarios incluyen: sedación, mareo, ruidos en los oidos (tinnitus), visión borrosa, euforia, estreñimiento, ansiedad y tos seca. El dramamine de uso muy común, no debe ser utilizado en personas con enfermedad pulmonar o con hiperplasia prostática.

Remedios caseros para las náuseas

Las náuseas son controlables por medio de los medicamentos tradicionales, sin embargo, es mejor utilizar las opciones naturales. Acá muestro algunas de ellas que han sido utilizadas desde hace un tiempo, con efectos muy positivos.

1. Manzana deshidratada con limón y jengibre

Es bien conocido el aporte de fibras que posee la manzana. El limón a su vez agrega su riqueza de vitamina C, vitaminas del grupo B y vitamina E, además de importantes minerales como  potasio, fósforo, magnesio, calcio, cinc, cobre y hierro. Al sumarle los maravillosos contenidos del jengibre y la cúrcuma, esta opción natural se potencia aún más.

El jengibre nos suma los fenoles, dentro del que destaca el gingerol, además de sus aceites volátiles. En el caso de la cúrcuma, ya conocemos los potentes efectos de la curcumina, como poderoso antioxidante y antiinflamatorio. De esta forma, estamos en presencia de un coctel que refuerza el sistema inmunologico. Esto nos permite combatir de una forma más integral la molestia de las náuseas.

Ingredientes

  • Un limón orgánico
  • Un rizoma de jengibre
  • Una pulgada de raíz de cúrcuma
  • Cuatro manzanas

¿Cómo lo preparo?

  • Lavar muy bien el limón y retira toda la piel
  • Cortarlo en trozos y colocarlo en una licuadora
  • Lavar muy bien el jengibre y la cúrcuma
  • Cortarlos en trozos y añadirlos en la licuadora
  • Mezclar todos los ingredientes hasta obtener una pasta homogénea
  • Proceder a lavar las manzanas y a secarlas muy bien
  • Cortarlas en rodajas y colocarlas en una bandeja
  • Aplicar la mezcla obtenida de la licuadora sobre las rodajas de manzana
  • Colocar estas rodajas en un deshidratador hasta obtener la consistencia deseada
  • En caso de no tener deshidratador utilizar un horno precalentado a 100ºC
  • Una vez obtenidos los chips de manzana pueden guardarse en un lugar fresco
  • Se recomienda ingerirlos previo a la realización de un viaje o al momento de experimentar las náuseas
  • Estos chips potenciados servirán como postre y a la vez ayudarán a combatir las náuseas

2. Infusión de canela

La presencia de aldehído cinámico y el eugenol, que se encuentran en la canela favorecen el equilibrio de nuestro organismo,  además, las catequinas presentes en ella, son muy efectivas para el alivio de la nauseas. Estos  flavonoides poseen excelentes efectos antioxidantes, inmunoestimulantes y antiinflamatorios.

Ingredientes

  • Una taza de agua filtrada
  • Una porción de canela de unos cinco centímetros

 ¿Cómo lo preparo?

  • Colocar el agua a hervir en un recipiente pequeño
  • Una vez que hierva, servirla en una taza
  • Añadir la canela dentro del agua caliente
  • Dejar reposar durante diez minutos
  • Colar y beber en pequeños sorbos

Nota:

Este preparado se puede realizar al experimentar náuseas, máximo tres veces al día. No debe administrarse durante el embarazo

3. Infusión de hierbabuena

Esta planta posee carvona, limoneno, quercetina y ácido rosmarinico. Todos ellos, con propiedades antioxidantes y antiinflamatorios. Esta hierba ha sido empleada desde antiguo por sus excelentes propiedades antiespasmódicas. Ayuda muchísimo a calmar las náuseas.

Ingredientes

  • Una cucharada de hojas frescas o una cucharadita de hojas secas de hierbabuena
  •  Agua filtrada
  •  Cucharadita de miel de flores silvestres o de miel orgánica

¿Cómo lo preparo?

  • Hervir el agua en una olla pequeña
  • Colocar la hierbabuena en una taza
  • Añadirle el agua caliente
  • Dejar la mezcla en reposo durante diez minutos
  • Colar la infusión y añadir una cucharadita de miel
  • Colar y servir preferiblemente tibia
  • Utilizar esta infusión, las veces que sea necesario a lo largo del día, sin exceder los veinticinco gramos de miel al día

4. Vinagre de manzana natural

El vinagre ha formado parte de los usos medicinales desde hace alrededor de 5.000 años. Se sabe que Colón trasladaba barriles de vinagre de manzana en sus naves para evitar el escorbuto. El vinagre de manzana posee muchas vitaminas, minerales y aminoácidos. El ácido acético  y las diversas  enzimas que poseen , favorecen la digestión y evita las molestias causadas por las náuseas.

 Ingredientes

  • Una taza de agua filtrada
  • Una cucharada de vinagre de manzana

¿Como lo preparo?

  • Añadir el vinagre en el agua
  • Mezclar hasta homogenizar
  • Beber en pequeños sorbos
  • Si no se puede soportar el sabor añadir una cucharadita de miel orgánica
  • Se puede realizar este procedimiento al experimentar episodios de náuseas, preferiblemente no más de dos veces día

5. Jugo de lima

El jugo de lima es más ácido que el jugo de limón. Ha sido utilizado para el tratamiento del escorbuto, sustituyendo el jugo de limón.  Una lima proporciona 19.5 miligramos de vitamina C, esto representa  alrededor del 25 al 30 por ciento de los requerimientos diarios recomendados. Posee además betacarotenos,limoneno,citronelal, e importantes flavonoides como la hesperidina. Ha sido utilizado con mucho éxito en el control de las náuseas. Incluso en muchos países de Latinoamérica se utiliza la piel de la lima como terapia olfativa para las náuseas.

¿Cómo lo preparo?

  • Lavar muy bien un fruto de lima y exprimirlo en un envase pequeño
  • Añadir una cucharadita de miel orgánica
  • Mezclar hasta homogenizar
  • Beber pequeñas porciones (el equivalente a un cuarto de cucharadita) hasta experimentar mejoría
  • Si parece un poco fuerte añadir una taza de agua filtrada y beber en pequeños sorbos
  • Este procedimiento puede ser realizado varias veces al día. Se puede incluso congelar la mezcla y tomarlo a manera de sorbete.

6. Cebolla morada y jengibre

Las cebollas moradas, aunque son de uso menos común, son una buena fuente de quercetina, que es un bioflavonoide esencial para combatir los radicales libres en el cuerpo.  Posen excelentes propiedades antiinflamatorias, que actúan de forma integral sobre  las personas que padecen alergias. Son una excelente ayuda para el sistema inmunologico. Posee excelentes niveles de calcio, potasio, selenio y magnesio. Su mezcla junto a las propiedades que ya conocemos provenientes del jengibre, nos ayudan a recobrar la estabilidad y combatir las náuseas.

Ingredientes

  • Una cebolla morada
  • Una pulgada de rizoma de jengibre

¿Cómo lo preparo?

  • Pelar la cebolla, retirando toda la piel seca externa
  • Cortarla en trozos pequeños y exprimirlos
  • El jugo obtenido depositarlo en un envase pequeño
  • Rallar el jengibre hasta obtener una cucharadita
  • Añadir el jengibre al jugo de cebolla y mezclar muy bien
  • Dejarlo reposar por veinte minutos y colarlo
  • Tomar esta mezcla en dosis menores a media cucharadita hasta sentir que se estabiliza la sensación de náuseas
  • Se puede ingerir la mezcla a lo largo del día y consumirla preferiblemente antes de veinticuatro horas

nauseas-remedios-naturales

7. Infusión de anís estrellado

Su uso es generalizado desde hace siglos, iniciando desde la China, utilizado además en los países del Mediterráneo. Posee efecto sedante, antiespasmódico y carminativo por lo que se utiliza para tratar problemas digestivos, incluyendo flatulencias y dolores. Su consumo favorece la digestión y todos sus procesos, gracias a sus aceites esenciales y al transanetol. Al tener un efecto sedante, es  excelente para la cura de la gastritis, problemas estomacales relacionados con los nervios y las náuseas.

¿Cómo lo preparo?

  • Hervir una taza de agua filtrada y añadirle una cucharadita de anís
  • Dejar reposar por diez minutos
  • Colar y beber una vez al día

8. Infusión de clavo de olor

Sus botones florales, poseen usos ancestrales. El componente principal más conocido es el eugenol, un compuesto fenólico con propiedades antisépticas, anestésicas y antimicrobianas. Posee además aceites esenciales, esteroles y flavonoides con comprobadas propiedades bactericidas, antiinflamatorias y antieméticas. Los usos en el tratamiento de las náuseas son muy comunes en muchos países.

¿Cómo lo preparo?

  • En una taza de agua filtrada hirviendo añadir una cucharadita de clavo de olor
  • Dejar reposar por diez minutos y colarlo
  • Beberlo tibio y en pequeños sorbos al experimentar las náuseas

Nota: Es preferible no administrar esta infusión en mujeres embarazadas

9. Infusión de albahaca

Es una planta muy conocida es diversos platos gastronómicos de origen mediterráneo. Sin embargo sus usos ancestrales se remontan a la India, donde se utiliza además con fines medicinales. Su contenido de eugenol favorece la digestión y la presencia de ácido linoleico le confiere propiedades antiinflamatorias. Posee aceites esenciales, taninos y compuestos antioxidantes. Es muy útil para el malestar estomacal, flatulencia y malestares causados por las náuseas.

¿Cómo lo preparo?

  • Es posible obtener alivio, añadiendo albahaca fresca a las comidas, luego de estar preparadas
  • Sin embargo para un alivio inmediato de las náuseas se prepara una infusión
  • A una taza de agua filtrada caliente se añaden seis hojas frescas de albahaca
  • Dejar reposar quince minutos
  • Tomar en sorbos pequeños a temperatura ambiente
  • Se recomienda además ingerir las hojas de la infusión al finalizar de beber
  • Si no se tolera el sabor natural de la albahaca  se puede añadir miel orgánica o estevia

Nota: para que las infusiones funcionen correctamente el agua debe estar a un máximo de noventa grados, es preferible que no alcance la temperatura para hervir que es de 100ºC

10. Decocción de jengibre fresco

Ya en otras ocasiones he mencionado las estupendas propiedades del jengibre. Y es que en realidad, es una planta utilizada alrededor del mundo desde hace muchos siglos. Es estupenda, como ya hemos dicho para calmar los estados asociados a las náuseas.

Ingredientes

  • Dos pulgadas de rizoma de jengibre
  • Un litro de agua filtrada

¿Cómo lo preparo?

  • Lavar muy bien el rizoma de jengibre
  • Cortarlo en rodajas muy finas
  • Añadir el agua y el jengibre cortado en una olla mediana
  • Taparlo y dejarlo hervir a fuego lento al menos por cuarenta y cinco minutos
  • Luego de este tiempo dejarlo reposar por unos quince minutos
  • Colar y beber en porciones pequeñas de un cuarto de taza, en pequeños sorbos

11. Agua de coco

El agua de coco, es de uso muy extendido en países tropicales de todo el mundo, en la medicina ayurvedica de la India. Posee una gran cantidad de minerales: potasio, magnesio, cobre y  hierro. Es rico además en ácido fólico y vitamina C. Posee una adecuada cantidad de fibra (2.6 gramos en 240 ml), lo cual ayuda en el  tránsito intestinal, previniendo el estreñimiento y las náuseas. Las propiedades del limón, todos las conocemos, en especial su alto contenido de vitamina C. Esta receta es muy utilizada en países orientales, sobre todo para prevenir las náuseas matutinas causadas por el embarazo.

Ingredientes

  • Una taza de agua de coco
  • Una cucharadita de jugo de limón orgánico

¿Cómo lo preparo?

  • Añadir el jugo del limón al agua de coco
  • Mezclar muy bien
  • Tomar un pequeño sorbo cada quince minutos hasta aliviar el malestar
  • Se puede utilizar cada vez que se sientan las molestias

 Concluyendo

Como siempre recalco, no hay nada mejor que los tratamientos naturales para enfrentar los padecimientos de la vida diaria. Son muchas las bondades que nos ofrecen las plantas, además de un sinnúmero de beneficios asociados a la estabilidad corporal.

Esto lo logran, porque sus compuestos son sintetizados de forma natural por sus organismos. Por supuesto con apoyo de procesos vinculados a los elementos del agua, de la tierra y de la luz solar. Es decir, son biológicamente activos para el uso por parte de nuestro metabolismo corporal, sin efectos secundarios.

Esto es muy importante, pues la seguidora que me solicitó información, recién estaba comenzando su embarazo. Yo lo había sospechado, pero fueron las pruebas médicas las que lo corroboraron. Me mencionó que en muchas ocasiones acudió al uso de la lima para calmar las náuseas y últimamente ha estado empleando el agua de coco con jugo de limón. Me hizo saber que incluso con media cucharadita de jugo de limón funciona muy bien.

“El mayor regalo que le puedes dar a tu familia y al mundo es un tú saludable” Joyce Meyer.

Si te ha gustado este artículo y tienes un interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me gustaría regalarte una copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra. Cocó.

Sí la página te da un mensaje de error es porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección.

VITA TIENDA
Ver

INTERNACIONAL  1·305·224·8104    LLAME GRATIS  EE.UU  1·800·641·6802

× Vita Tienda