recetas-con-aceite-de-coco
✅ 6 Recetas Sencillas Con Aceite De Coco
April 3, 2017

iALERTA! Conoce La Verdad Sobre Los Alimentos Procesados

Hace poco acompañé a mi amiga Amanda a hacer algunas compras. Delante de nosotros había un caballero que cargaba su carrito de un sinfín de alimentos procesados.

Al llegar al área de frutas y verduras solo tomó un par de tomates, cebollas y patatas.  Lo que más nos causó impacto fue ver que al llegar a la caja la joven que lo atendió le dijo sonriente: “¿otra vez lo mismo de siempre?”.

En estos tiempos, el común de las personas invierte mucho dinero en alimentos tratados químicamente y hechos de ingredientes altamente refinados y aditivos artificiales. Esto fomenta el aumento de peso  y las enfermedades.

¿Qué hay detrás de los alimentos procesados?

Los alimentos procesados juegan un papel importante en el creciente aumento de enfermedades crónicas.  Esto se debe a sus componentes y su accionar dentro del organismo.

1. Altas concentraciones de azúcar y jarabe de maíz de alta fructosa

Los productos procesados comúnmente traen grandes concentraciones de azúcar y jarabe de maíz, lo que trae diversas consecuencias negativas.  El consumo de azúcar desencadena una cascada de reacciones químicas en el cuerpo que promueven la inflamación crónica. Su consumo elevado está vinculado con resistencia a la insulina, niveles altos de triglicéridos, enfermedad cardíaca, diabetes,  obesidad y cáncer.

El jarabe de maíz rico en fructosa refinada hace que el cuerpo consuma más calorías y almacene grasa.  En este proceso  el hígado es el órgano más afectado, ya que la fructosa se metaboliza principalmente en el hígado, debido a que este es el único órgano que lo puede transportar.

Es por ello que toda la fructosa es enviada al hígado.  De llevarse una típica alimentación estilo occidental rica en fructosa, ésta terminará afectando y dañando el hígado.  El consumo de alcohol también termina perjudicando al hígado.

La fructosa también se almacena en las células de grasa.  Allí puede provocar un mal funcionamiento mitocondrial, obesidad y enfermedades relacionadas con la obesidad.  En especial se da este almacenamiento si hay resistencia a la insulina o a la leptina.

Es importante entender que el azúcar agregado (por lo general en forma de jarabe de maíz de alta fructosa) no se limita a los snacks o dulces; también es común en los alimentos procesados ​​salados.

Lo adecuado es que toda persona controle su consumo de fructosa, incluyendo la encontrada en las frutas. El consumo recomendado de fructosa es de 25 gramos o menos por día.

2. Contienen ingredientes artificiales

No es oculto para nadie que los alimentos procesados están cargados de sustancias químicas que están muy lejos de ser alimentos:

  • Conservantes
  • Colorantes artificiales
  • Sabores artificiales (Esto puede incluir 10 o más sustancias químicas).
  • Texturizantes (sustancias químicas que agregan textura a los alimentos).

Según las investigaciones realizadas, estas sustancias comúnmente usadas dentro de productos que consumen grandes y chicos están asociadas con problemas de salud:

  • Conservantes

Estas sustancias empleadas para alargar la vida del producto están asociadas con diversidad de problemas como cáncer, reacciones alérgicas, entre otras.

Por ejemplo, el Hidroxianisol butilado (BHA) y el hydrozyttoluene butilado (BHT) son conservadores que afectan el sistema neurológico del cerebro, alterando el comportamiento y tienen el potencial de causar cáncer. Por otro lado, la terbutilhidroquinona (TBHQ) es un conservador químico tan mortal que sólo cinco gramos pueden causar la muerte.

  • Colorantes artificiales

Nueve de los colorantes alimentarios actualmente aprobados para su uso en los Estados Unidos están relacionados con problemas de salud.  Estos van desde cáncer e hiperactividad hasta reacciones tipo  alergias.

  • Saborizante artificial

El diacetil es un saborizante artificial que a menudo es utilizado en la mantequilla para palomitas de microondas.  Tiene muchas propiedades cuestionables para la salud del cerebro y puede desencadenar la enfermedad de Alzheimer. A su vez es importante mencionar que los potenciadores de sabor transgénicos pueden estar incluidos en esta categoría o con el nombre de sabor natural en la etiqueta.

3. Son altos en grasas trans y aceites vegetales procesados

Estas grasas son un ingrediente común de los alimentos que contienen aceite vegetal parcialmente hidrogenado.  Están contenido en galletas y papas fritas.  También se pueden encontrar en la mayoría de los productos para hornear comprados en la tienda y cualquier alimento frito, sólo por nombrar algunos ejemplos.

Las grasas trans sintéticas son conocidas por promover la inflamación.  Esta es una característica de la mayoría de las enfermedades crónicas o graves.

4. Son altos en carbohidratos refinados

Los carbohidratos refinados, como los cereales de desayuno, panecillos, galletas, galletas saladas, y la mayoría de los alimentos procesados ​​una vez consumidos se convierten rápidamente en azúcar. Esto aumenta los niveles de insulina y leptina lo que a su vez contribuye a la resistencia a la insulina.  Este es otro factor principal subyacente de casi todas las enfermedades crónicas y condiciones conocidas por el hombre, incluyendo el aumento de peso.

5. Son bajos en nutrientes

Los alimentos procesados ​​por lo general no cuentan con mucho valor nutricional por lo que en ocasiones se les agrega vitaminas y minerales sintéticos. Sin embargo, estos productos sintéticos no proporcionarán toda la nutrición sinérgica que proporcionan los alimentos reales.

Además, no hay manera de que un laboratorio pueda “agregar” todos los miles de fitoquímicos y trazas de nutrientes que están presentes en los alimentos enteros. La ciencia ni siquiera ha comenzado a descubrir todos ellos. Comer alimentos enteros sin procesar es la mejor manera de asegurar que tu cuerpo reciba los beneficios de todas las vitaminas, minerales y antioxidantes.  Por supuesto, que la naturaleza te ofrece mucho más.

Muchas personas desconocen el daño que acarrean para sí mediante el consumo habitual de alimentos procesados.  Es por ello que mi recomendación general es adquirir siempre alimentos enteros que estén en su presentación más cercana a la naturaleza y de preferencia obtenidos mediante un proceso orgánico.

Si te ha gustado este artículo y tienes un interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me gustaría regalarte una copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra Cocó.

Pulsa Aquí para tu E-book Gratis, llegará a tu email en unos momentos.

Si la página te da un mensaje de error es porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección.

VITA TIENDA
Ver

INTERNACIONAL  1·305·224·8104    LLAME GRATIS  EE.UU  1·800·641·6802